En el acto de demandar o ser demandado solo hay tres resultados; ganar, perder o llegar a un acuerdo. Saber identificar nuestro escenario y colocar las evidencias a nuestro favor es la clave para lograr el mayor beneficio en este proceso.

 

Contacto: Gonzalo Quintero | gquintero@adrovezquintero.com